3 de agosto 2012 – Uruguay ha confirmado que la crisis energética ha sido superada gracias al buen nivel de lluvias y de represas locales y la cancelación de la importación de energía desde Argentina, según un reporte de prensa.

La nación sudamericana acaba de experimentar una de la crisis energéticas más graves de su historia y uno de los mayores déficits hídricos vividos, lo produjo un costo cercano a los US$1.000 millones, de acuerdo a una nota de NoticiasFinancieras.

“Estamos usando en abundancia (el agua) del río Negro y esperando el agua que llegue del río Uruguay que, si bien está como cuatro veces mejor a los primeros meses del año, está bastante lejos de los 8.000 metros cúbicos que sería el valor deseable para poder tener una generación plena”, indicó en conferencia el presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla en la Torre Ejecutiva.

Para más noticias de Latinoaméra.