2 de agosto 2011 – El gobierno Boliviano planea la adición al Sistema Eléctrico Interconectado Nacional (SIN) de 47 nuevos MW de generadoras no conectadas al sistema y de la sobreproducción de las plantas de Ende para evitar racionamientos en el suministro de energía eléctrica, según reportes de la prensa local.

El crecimiento promedio de la demanda es de 84 MW al año, pero se prevé que  aumentará gradualmente, según estimaciones oficiales.

La legislación boliviana establece la necesidad de instituir medidas excepcionales preventivas que sean capaces de mantener una provisión “adecuada” de energía en el SIN y los sistemas aislados, mediante la incorporación de producción suplementaria de electricidad de las empresas no conectadas al sistema.

Para más noticias de Latinoaméra.