19 de octubre 2010 – El potencial de Brasil para la generación de electricidad es notablemente variado: el país más extenso de Latinoamérica posee importantes centrales hidroeléctricas a la vez que parques eólicos y factorías donde se practica la combustión del petróleo y otros minerales.
 
A finales de septiembre se inauguraron ocho centrales que producirán energía eléctrica por medio de la combustión del bagazo de caña de azúcar. Las ocho centrales recién inauguradas generarán una potencia de 543 MW, informa ‘América Economía’.
 
La web ‘Offnews’ señala que a través de la caña de azúcar se pueden generar en Brasil más de 12.200 MW, lo que superaría con creces la potencia que se estima generará la central de Belo Monte (4.500 MW), que será la tercera hidroeléctrica más grande del mundo y se enclavará en plena selva amazónica brasileña.
 
Para más noticias de Latinoaméra.