Las autoridades colombianas han advertido que el daño en una turbina durante una operación de mantenimiento ha causado insuficiencia eléctrica en el Atlántico lo que podría provocar un racionamiento en la Región Caribe del país.

El daño registrado en las turbinas de combustión de la unidad Flores  IV de Termoflores está dejando de generar 230 MW y aumenta el riesgo de racionamiento especialmente en la Costa.

Durante el proceso de salida del  sistema para realizar el mantenimiento programado de la unidad Flores IV, se presentó un daño enlos álabes de una de las turbinas de combustión que afectó la generación de Zona Franca Celsia.